viernes, 16 de mayo de 2014

Vamos de compras¡¡ Let´s go shoping¡¡


A ver si os suena esto: Cuatro amigas quedan para ir de compras y se rompen la cabeza pensando cómo vestirse para la ocasión. Porque, admitámoslo, una de las veces que más nos arreglamos, es a la hora de ir de tiendas. Que es un poco paradoja, lo sé, pero es la pura realidad. Y el por qué es muy sencillo.
A) Nos miran las dependientas. Y ya que vamos a entrar en una tienda de moda, hay que ir totalmente chic, demostrando que somos conocedoras de lo último que se lleva y con un gusto impecable. No nos vaya a tocar alguna, ya sabéis, de esas que intimidan. Te observan de arriba a abajo y evalúan que parece que nos vamos a examinar de selectividad por segunda vez. A esas yo siempre las espanto con un "solo estaba mirando" para que se alejen con un segundo escrutinio suspicaz de la cabeza a los pies.

B) Nos miran las demás clientas. Reconozcámoslo,  en los comercios de moda es donde más copiamos estilismos. Mira, yo quiero ese pantalón de pata de elefante que lleva esa, o ese top de aquella. Porque, ¿quién no se ha muerto de ganas por preguntar a alguien de dónde ha comprado ese vestido tan monísimo que lleva?

C) Y, por último, nos miramos nosotras. Que con tantos espejo, vistazo va, vistazo viene que acabamos enfurruñándonos la mitad de las veces. Por el peso deseado nunca alcanzado; por nuestra dejadez a la hora de hacernos esos preciosos peinados que he visto en un blog y no que hoy llevamos el pelo según  ha salido de la ducha; por no habernos puesto nuestro precioso bolso "mira lo bien que le queda a ella y yo le tengo allí muerto de la risa, solo por no cambiar el montón de archiperres con lo que lo lleno."

En fin, que vamos a comprar y a echar un vistazo a los comercios de las últimas novedades, enfundadas en lo ultimísimo también.
Porque nosotras somos así, nos gusta tanto la moda que cualquier ocasión es buena para lucirla, aunque sea para comprar algún conjunto más. Y es que no hay ningún accesorio que complete mejor nuestro oufit que una bolsa de esa tienda in.

Let's see if this sounds familiar to you: Four friends go out for some shopping and they lose their minds just thinking what to wear. Because, really, one of the occasions we want to look better is shopping. I know that's a bit twisted, but it's the truth. And the resons are very simple.

A) The shop assistants look at us. And, as we are going to a fashion shop, we must look totally chic, letting everyone know that we are totally aware of the last trends and that we have a perfect taste. In case, we meet one of those shop assistants that makes you feel worse, the kind that look at you like if she was proving you in some sort of fashion exam. To those ones, I would always say "I'm just having a look" so that they can go away with another judgemental glance.

B) The other costumers look at us. I admit it, the place where I copy more outfits is inside a mall. "Look, I want that skinny jean she's wearing, or that blouse worn by another one." Because, who hasn't died for asking someone from where that lovely dress is.

C) And finally, we look at ourselves. With so many mirrors, checking out ourselves casually, we end up a bit upset with our look. Because of the wished but never reached weight; because  of our laziness to make one of those amazing hairstyles we saw on a blog; because we should be wearing our trendy clutch "see how good it looks on her and I have at home just because I don't feel like changing everything into it".

So we go shopping to the fashionest stores, dressed up with our fasionest clothes too. Because we are that way, we love fashion that much that any time is good to wear it, even if it is to buy some new clothes. Let's face it, there's no accesory that matches better our outfit than a shopping bag from that in shop.
Bss, kisses.
Atte. Carmen

7 comentarios:

  1. jajajajaja
    Que razón tienes!!!
    Besos.

    TE esperamos en http://ensembleavecstyle.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  2. Jajaja, yo normalmente voy de compras sola y en alguna escapada que puedo, así que no me arreglo Parma ir de compras. No me suelo probar así que aprovecho el poco tiempo que tengo al mediodía.

    Bss

    ResponderEliminar
  3. Debo de ser de otro planeta. Solo coincido en una, a veces miro a alguna clienta si me gusta lo que lleva o incluso a las dependientas, si me gusta la combinación de ropa que llevan y si es de la tienda no tengo que quebrarme la cabeza pensando si va o no va.

    ResponderEliminar
  4. Carmen, me ha encantado esta entrada.
    Ya echaba de menos tu chispa y tu excelente redacción. La foto está muy bien, pero el test ote ha quedado bordado y tienes toda la razón, incluso para las que como yo compramos casi todo en Zara, la mirada escrutadora de la encargada y el resto de la clientela me han hecho morirme de rabia el día que no me había arreglado y estaba hecha una facha.
    Mil besos

    ResponderEliminar
  5. Me alegra que os guste. Disfrutad mucho del finde. Bss.

    ResponderEliminar